New Year’s resolutions – Propósitos de Año Nuevo

We’ve seen it all before – Uncle John says he’s going to give up smoking for the fifth time, cousin Jane promises she’ll start saving up for a deposit and your Dad swears he’s really going to stick to an exercise regime this year, honest! Of course, we know that’s never going to happen, just like it didn’t happen last year, or the year before, or the year before that…

New Year’s Resolutions, the cause of false promises and pointless gym memberships galore for years. But just how many years? Around 4000, to be exact! And it’s safe to say nobody was signing up to their local gym, only to never set foot in after January, in 2000 BC. Indeed, the ancient Babylonians were both the first people to celebrate the ‘New Year’ (in March) and the first to make promises, or resolutions, to their gods during this celebration to pay back all debts and return any borrowed items.
The now-traditional date of January 1st for this celebration was introduced by Julius Caesar of Rome in 46 BC. Janus, the two-faced god who looked both backwards and forwards at once, lent his name to the month January, and it was to him that Romans made their New Year offerings. Believing him to be symbolically looking into both the past and the future, Romans offered to him to promise good behaviour for the year ahead.
Christianity got in on the trend too, with New Year’s Day being a day to reflect on past mistakes and resolving to do better in the future. In 1740 John Wesley of the English Methodist Church created the ‘Covenant Renewal Service’ – a service held on New Year’s Eve/Day which involved Scripture reading and hymn singing. These types of services are now used for prayer and – you guessed it – making resolutions.

So, the next time your least favourite relative tells you their New Year’s Resolution, you’ll know they’re just the latest victim of a 4000 year old tradition of making promises they can’t keep!

Jonathon Hawley – intern at Elite Formació

new year resolutions 2019

No es Nuevo para nosotros: El tío Juan dice que va a dejar de fumar por quinta vez, la prima Jane promote que empezará a ahorrar y tu padre jura y perjura que de verdad va a seguir una rutina de ejercicio este año, ¡De verdad!. Por supuesto, sabes que eso NUNCA va a pasar, como no pasó el año pasado, o el año anterior, o el año antes del año anterior…

Los propósitos de año Nuevo, la causa de falsas promesas e inútiles matrículas de gimnasio durante añs. Pero, ¿cuántos años realmente? Cerca de 4000, para ser exactos. Y no nos equivocamos al decir que nadie de aquellos que se apuntaron a un gimnasio pusieron un pie en ese lugar en 2000 AC. De hecho, los antiguos Babilonios fueron los primeros en celebrar el Año Nuevo (en marzo) y en hacer promesas, o propósitos, a sus dioses durante esta celebración, con ánimo de pagar todas sus deudas morales .
El 1 de enero como fecha tradicional para esta celebración la introdujo Julio Cesar en Roma el 46 AC. Jano, el dios de dos caras, que mira hacia adelante y hacia atrás a la vez, cedió su nombre al mes de Enero, y es a él a quién los romanos hacían sus ofrendas de Año Nuevo. Ya que creían que de manera simbólica miraba al pasado y al futuro, los romanos le ofrecían promesas de buen comportamiento durante el año venidero
Los Cristianos también se montaron al carro, y convirtieron el día de Año Nuevo en una occasion para reflexionar sobre los errores del pasado y para intentar ser mejores en el future. En 1740 John Westley, de la Iglesia Metódica Inglesa creó el “Covenant Renewal Service” – una ocasión para el culto que tenía lugar el día de Año Nuevo, y que incluía la lectura de pasajes de la Biblia y cantos de himnos. Estos tipos de cultos se usan hoy en día en las pregarias y – lo habéis adivinado- para “proclamar” nuestros propósitos.

Así que, la próxima vez que tu “no tan favorito” familiar te diga cuál es su propósito de Año Nuevo sabrás que es tan solo la última victim de una tradición de 4000 años consistente en hacer promesas que no podrá cumplir.

Jonathon Hawley – “inten” en Elite formació

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR